5 Consejos para las fotografías en exteriores

Para realizar buenas fotografías en lugares exteriores, no hay reglas específicas y en muchas ocasiones depende de la observación y de la habilidad de cada fotógrafo a la hora de captar el momento concreto dependiendo de la luz, las condiciones atmosféricas o los elementos que forman parte de la imagen. No obstante, si es posible aconsejar sobre algunos pasos para tener en cuenta en el momento de tomar cada foto y poder con ello, mejorar notablemente el resultado. 

1. Conoce el lugar. Conocer previamente la localización ayuda a ganar tiempo a la hora de realizar la foto. Saber qué zonas tienen más luz o más sombra, si llueve mucho, si por la noche hay una iluminación fuerte o es una zona muy oscura, etc. 

2. Utilizar un equipo adecuado. Elementos como trípodes, flashes o cualquier aspecto técnico, podrán facilitar mucho el trabajo en función de las condiciones del tiempo o del tipo de fotografía que queramos conseguir. 

3. Vestimenta cómoda. Las fotografías en exteriores suelen requerir tiempo y paciencia: para desplazarse, para ubicarse dentro del lugar (subido en una escalera de piedra, por ejemplo) o para colocar el equipo. Lo mejor es sentirse cómodo.

4. Cuida al máximo el equipo. Es importante tener vigilada la cámara o los elementos accesorios en todo momento. Así mismo, evitar que se se moje, que pueda caerse o exponerlo directamente al sol. También es parte del trabajo del fotógrafo.

5. Cuida los detalles. Los fondos, los colores o errores comunes como el contraluz o la falta de luz natural, puede estropear una buena fotografía. Tener una perspectiva previa de la imagen y observar el entorno, es también relevante.